hacer

oÍr

ver

#VALIJA#CORAZÓN

#LOLLA18

El festival, en palabras de Diego Finkelstein

A principios de este año, mientras esperábamos rebosantes de expectativa y ansiedad por la edición de Lollapalooza que trajo a The Weeknd, The xx y The Strokes (entre muchos otros artistas), decidimos acudir a Diego Finkelstein, Founder & CEO de DF Entertainment y organizador del festival en Argentina, para que nos contara sobre la evolución y el futuro de este evento que atrae a hordas de melómanos año tras año. Compartimos con ustedes esta columna, que fue publicada en la edición #94 de revista Galera.

Tamaño del texto a a a escala de grises

UNA BANDA DE BANDAS

texto: Diego Finkelstein
  

Este año el festival sigue creciendo: agrandamos en un cincuenta por ciento el espacio, ocupando toda la parte interior del Hipódromo de San Isidro. Son 270 mil metros cuadrados para poder brindarle al público mayor comodidad y una experiencia verdaderamente única. Además, este año se incorpora el Lollacashless, una forma de consumir gastronomía y merchandising sin utilizar dinero; el crédito en tu pulsera se carga directamente desde tu casa, y lo que te sobra lo reintegramos. De esta manera hacemos que la gente pueda optimizar el tiempo de disfrute al máximo, lo cual no es poco si tomamos en cuenta que este año van a tocar más de 50 bandas, de las cuales 19 estarán haciendo su debut en Argentina. El festival mantiene la filosofía de poner en los mismos escenarios a bandas legendarias y a las nuevas que están marcando tendencia a nivel mundial, haciendo que convivan distintos géneros y estilos.

La edición anterior fue una de nuestras ediciones históricas; creemos que se debe a que se terminó de entender el concepto Lollapalooza, algo que ya se venía viendo reflejado en el hecho de que cada año es mayor la cantidad de gente que compra la entrada en la etapa de preventa, mucho antes de conocerse el line up. Este año, por primera vez, se van a agotar las entradas antes del día del festival, y nos importa responder a este entusiasmo creciendo con cada edición e incorporando nuevos servicios y tecnología. La pulsera, por ejemplo, es algo que necesitábamos para mejorar el funcionamiento del festival; queremos que la gente este cómoda, y evitarles el uso de dinero en el predio es un gran paso.

El arte es una pieza clave en el Lollapalooza. Buscamos permanentemente incorporar a más artistas que quieran participar. Para esta edición, por ejemplo, estamos armando la entrada al Kidzapalooza con un proyecto que desarrollaron los alumnos de la carrera de Diseño de la UADE para el final del cuatrimestre. Queremos que este tipo de colaboraciones se incrementen cada año. En cuanto a la gastronomía, este año nos acompañan los chefs más reconocidos de Argentina, como Mauro Colagreco con Carne, Donato De Santis, Los Petersen y Santiago Giorgini, además de que contaremos con la presencia de La Mar, El Rex y Crepas, entre muchas otras opciones. Para este Lollapalooza estamos también profundizando el concepto de cocina nacional e internacional, y a diferencia de otros años se incorporarán clásicos argentinos como el choripán, las hamburguesas y los panchos en versión gourmet.

Es muy importante para nosotros darles un buen lugar a las bandas locales. Las elegimos con nuestro equipo tomando en cuenta que sean respetadas musicalmente; el criterio es el mismo tanto en el caso de los artistas de mayor trayectoria como en el de las bandas emergentes, que con este evento logran dar a conocer su música a una enorme cantidad de personas. Creemos que el mix de bandas nacionales e internacionales del Lollapalooza es fundamental para el intercambio y el enriquecimiento cultural.

Tengo la suerte de viajar a todos los Lolla, donde participo de reuniones y veo a las bandas que participan en cada país. La novedad del festival a nivel internacional es que este año debuta en París, y hay mucha expectativa. Es interesante analizar el público de otros países en comparación con el argentino, que es conocido en todo el mundo por ser muy eufórico. A la vez es un público que expresa claramente lo que le gusta y lo que no le gusta; nuestro diálogo con la gente en las redes sociales nos permite escuchar sus preferencias para tenerlas en cuenta a la hora de definir el line up.

Lollapalooza en Argentina recién empieza, y tenemos muchas cosas proyectadas para que sucedan en un corto, mediano y largo plazo. La seguridad fue y es desde la primera edición una prioridad absoluta para nosotros, por eso trabajamos constantemente para continuar incorporando tecnología y brindar una mejor y más cómoda experiencia a nuestro público. Entre nuestras proyecciones se encuentra la de llevar el festival de dos a tres días; queremos que sea un fin de semana completo a pura música. Me entusiasma saber que cada vez hay más fans del Lollapalooza, que el evento sigue creciendo año a año, y que Argentina finalmente tiene un festival de nivel internacional que forma parte de una grilla de festivales mundiales de los que los artistas quieren formar parte.

Personalmente, hay muchos artistas en esta edición que quiero ver. The xx y The Strokes me gustan mucho, y estoy muy contento de traer por primera vez a Argentina a The Weeknd, que está en su momento más caliente. Metallica es un clásico y me encanta poder verlos en un festival. Podría seguir nombrando muchas más bandas que vienen y tengo ganas de ver; después de todo, por eso las elegí para el festival. ¡Espero tener el tiempo para disfrutarlas!


tener

leer

Una idea de Galerama desarrollada junto a Con Amor